PROCESO “Servicios Educativos” en el marco del proyecto “EMPODERAMIENTO SOCIO POLÍTICO Y ECONÓMICO DE MUJERES INDÍGENAS CHIQUITANAS” FASE III 2017-2019, en coordinación con el Gobierno Autónomo Municipal de San Javier y la Central indígena Paikoneca de San Javier (CIP -SJ.); desarrolló, el reciente 3 de abril del año en curso, la socialización de vocaciones y potencialidades productivas de las mujeres Chiquitanas de comunidades de San Javier. En éste espacio participaron mujeres emprendedoras de las comunidades indígenas, además de autoridades de los Concejos Municipales de diferentes municipios de la Chiquitania.

Asimismo, la participación de la concejala de San Javier la Lic. Lourdes Morales quien junto a las mujeres de San Javier logró gestionar un espacio donde las emprendedoras y productoras de la Organización de Mujeres Indígenas Paikoneca Chiquitanas de San Javier (OMIP-SJ) formaron parte importante de éste importante espacio.

En el evento se contó con la visita de autoridades y técnicos/as de una misión del municipio de Truro (Canadá), quienes  compartieron experiencias de trabajos que realizan en el campo de desarrollo económico local (DEL) que se llevan con mucho éxito en el país canadiense y que a través del programa PMI-DEL en Bolivia, de la Federación Canadiense de Municipalidades (FCM)  se busca potencializar los sectores productivos y emprendimientos turísticos de municipios bolivianos.

Entre la delegación de visitantes estuvieron Cheryl Fritz concejal de Truro, Dawn Sprecher experta en turismo de Truro, Isaac Álvarez coordinador nacional PMI-DEL, José Blanes director del CEBEM, Marcial Cruz alcalde del municipio de Pailón además de otras autoridades y funcionarios de otros municipios.

Los municipios de Pailón, San Ramón, San Javier y Concepción durante estos días fueron los puntos de visita y disertación de las experiencias de trabajo en el que participaron emprendimientos locales y como en el caso de San Javier se presentó una muestra ferial  en el interior del museo  casa natal Tte. Gral. Germán  Busch en el que participaron sectores productivos muy importantes como los horneados, asociaciones de productores de queso, ropas chiquitanas, asociación de mujeres indígenas chiquitanas, fabricantes de instrumentos típicos, asociación de ceramistas donde los expositores presentaron una variedad de productos.

Previamente la delegación tuvo una grata visita guiada a los diferentes atractivos turísticos de San Javier donde pudieron conocer la historia, cultura y tradiciones de esta población misional, el coro y orquesta misional presento un concierto de música con un variado repertorio y los Yarituses se lucieron con la patrimonial danza en el antiguo centro ritual “Piedra de los Apóstoles”. Pudieron conocer además dos centros de producción de horneados donde disfrutaron los sabores variados de lo más típico de San Javier.

Erick Mier, del programa PMI-DEL manifestó que los municipios Chiquitanos tienen un vínculo que los une culturalmente, históricamente y económicamente, es necesario que los municipios hablen entre sí y que los gobiernos municipales se conviertan en facilitadores de un desarrollo económico local y de un dialogo para crear conexiones entre asociaciones de productores, entre asociaciones del sector privado, académicos, artesanos y de lograr crear un desarrollo para la región que es muy importante.

Marcial Cruz, alcalde del municipio de Pailón enfatizó que el objetivo debe ser la apertura de mercados a través de la venta de productos entre municipios Chiquitanos y a nivel nacional,  pero también exportar a otros países. El intercambio de experiencia entre pequeños y medianos productores va a ser importante para el desarrollo de la región.

Cabe mencionar que el municipio de San Javier en el año 2002 lanzo exitosamente el programa de desarrollo económico local a través de una Agencia de Desarrollo Económico Local (ADEL), de ahí que los sectores emblemáticos fueron organizados hasta lograr un posicionamiento a nivel nacional e internacional, lo que sirvió de inspiración a otros municipios a nivel nacional para implementar este  programa.

El intercambio de experiencias permitió abrir puertas al posible trabajo en conjunto para potenciar el trabajo de artesanos/as y micro empresario/as de nuestros municipios, pero también con una gran oportunidad para la Organización de Mujeres de San Javier para socializar sus vocaciones y potencialidades productivas de las mujeres de las comunidades del municipio.